lunes, 17 de junio de 2013

Recordando

Hace unos años recibo de mi madre a modo "de herencia", varias aplicaciones de ganchillo para que tenga unos recuerdos de mi abuela paterna y de mi bisabuela materna, ambas forofas del ganchillo (y de otras labores):




Las guardo en un cajón y mi mente práctica se comienza a preguntar qué hacer con ellas...porque necesito darle aplicación a las cosas, aunque solamente sea "El aspecto práctico de la decoración y el deleite", así que al cabo de unos días trabajando con la fuente de inspiración, doy con la creación!:



Además de las que a mi me correspondieron, rápidamente hablo con mi hermana para hacerle a ella sus respectivas toallas. Y así comienza mi ataque compulsivo en toallas; obviamente las primeras me resultaron demasiado sobrias, tal vez sosas, pero como no puedo parar... hice, e hice e hice...



A que son irresistibles?, pues date el capricho!. En..."My little shop"

Compensando la falta de la antigua aplicación con las puntillas de ganchillo hechas por mi. Cómo disfruto utilizando materiales que en principio no están pensados para el ganchillo! (algodón para bordar, hilo para encuadernar, lana...)

Si te ha gustado la entrada, por favor, compártela!.